Home » » Durant anota 33 y Westbrook 30 en la victoria de Oklahoma 133-105

Durant anota 33 y Westbrook 30 en la victoria de Oklahoma 133-105

Publicado por Marcos Santos el 23 mayo, 2016

Oklahoma.- El tercer partido de la final de Conferencia del Oeste será recordado como una de las más grandes palizas recibidas por los Guerreros de Golden State en unos últimos años.

El Thunder de Oklahoma dominó las acciones de principio a fin y se impuso de manera abultada a los Warriors con marcador de 133-105 para tomar ventaja de 2-1 en su serie de 7-4 en la final de la Conferencia Oeste.

Una vez más el binomio conformado por Russell Westbrook y Kevin Durant se convirtió en la parte más importante para Oklahoma que en esta ocasión no le dio mucha tregua a sus oponentes para dominar el choque de principio a fin.

Un total de 30 puntos marco Westbrook, atrapó ocho rebotes y tuvo una docena de asistencias para los ganadores en 32 minutos de juego, mientras que Durant registró 33 puntos y tuvo ocho rebotes para unos Thunder que tras irse al descanso con ventaja de 72- 47, solo se dedicaron a mantener la misma en mas de 20 puntos y nunca los Guerreros se comportaron como tal en el esfuerzo de tratar de llevarse la victoria.

Ambos jugadores recibieron el complemento de Serge Ibaka con 14 puntos; Andre Robertson y Dion Waiters concluyeron con 13. El partido estuvo para de un solo lado que ningún jugador llegó a los 35 minutos jugados.

Por Golden State, Stephen Curry culminó con 24 y Klay Thompson encestó 18, siendo los únicos con cifras dobles. El cuarto partido de la serie está programado para efectuarse este martes.

Exito de Hornacek dependerá de Carmelo 

Carmelo Anthony y Jeff Hornacek no tienen mucho en común. Anthony es el tipo de jugador al que le gusta tener el balón en sus manos por 20 segundos para luego intentar un tiro con salto desde media distancia sin haberle pasado el balón a ninguno de sus cuatro compañeros, mientras que Hornacek pregona la velocidad y generosidad colectiva de parte de un quinteto de jugadores en movimiento constante.

Sin embargo, este tipo de yin y yang se verá forzado a coexistir e intentar ganar en Nueva York a partir de la temporada que viene.

Para aquellos que estén preocupados recuerden que, este sábado, Anthony dijo que “está emocionado por jugar en un esquema de ataque al que le gusta acelerar mucho”. “Es una nueva oportunidad, algo nuevo con lo que jugar empezando de cero”, Anthony le dijo a la estación local de la cadena NBC.

Si en verdad creen que Carmelo Anthony, un veterano de mil batallas que lleva 1 2años jugando de una manera en particular, va a cambiar toda su filosofía basquetbolística en el decimotercero entonces tengo que presentarte a Papá Noel y a los Reyes Magos. La cosa es que Carmelo dice esto cuando está relajado en mayo descansando en una reposera y esperando a LeBron James para alquilar el bote banana de vuelta. Lo quiero ver igual de dispuesto a adaptarse a algo nuevo cuando los Knicks atraviesen una mala racha en diciembre y la pelota no quiera entrar.

Sin embargo, Melo sabe que no tiene otra opción. Esta vez la estrella se tendrá que adaptar al entrenador y no viceversa, algo que no sucede muy seguido en la NBA.

¿Saben lo que pasa? Los Knicks han pasado de ser la séptima mejor ofensiva a la vigésima y finalmente vigesimoséptimos durante las últimas tres temporadas en las que el número 7 de los Knicks disputó 67 juegos o más (2012-13, 2013-14 y 2015-16).

Durante ese período, el promedio de puntos por partido de Anthony bajó junto a la productividad de su equipo de 28,7 a 24,2 para culminar en 21,8 esta temporada.

Carmelo no promediaba menos de 22 puntos por encuentro desde su segundo año en la liga con los Denver Nuggets.

Culpen al triángulo todo lo que quieran, pero la realidad indica que Anthony se adapta al cambio tan rápido como mi abuelo supo como manejar un IPad.

Claramente en Nueva York creen que es más fácil culpar al sistema “anticuado” que a los jugadores que lo ejecutan sin éxito, y por eso llegó Hornacek. Es fácil tirar la convicción a la basura cuando la desesperación se apodera de cada fibra de tu ser.

Los Knicks estaban desesperados y tan, pero tan solos en el bar que al ver a la primera chica que les habló prometieron cambiar todo en lo que ellos creían hasta hace poco más de un mes con tal de que ella vuelva a casa con ellos. Eso siempre termina bien.

Fuente: Listin.com.do 
Share this article :

Publicar un comentario

 
¿Quiénes somos? | Contacto
Copyright © 2008-2017. Calle56.com - Derechos Reservados
Desarrollado por Josué Canals