Home » » El PLD de estos tiempos

El PLD de estos tiempos

Publicado por Marcos Santos el 31 oct. 2017

Por Marcos Santos.- En 1973 cuando el profesor Juan Bosch se separa del Partido Revolucionario Dominicano, PRD, y funda el Partido de la Liberación Dominicana, PLD, con la intención de completar la obra del Patricio Juan Pablo Duarte, el ex presidente se propuso formar una agrupación política apegada a principios éticos y morales y con personas con vocación de servicios y honestidad probada, y con una solida formación en el ámbito político.

Todavía quedan remanentes de esa clase política formada por Juan Bosch, que siguen sus principios, y que actúan con prudencia y honestidad en el manejo de los fondos públicos.

Pero, lamentablemente, esos son muy pocos.

En estos tiempos, en el PLD abundan los miembros cuyo único objetivo es su bienestar personal y de su entorno.

Y tras ese objetivo actúan sin mirar consecuencias, y muchas veces pierden la vergüenza cuando se trata de conseguir sus propósitos.

Los ejemplos abundan.

Hace rato quedo atrás el orgullo de decir ¨soy peledeista¨, porque las malas actuaciones de muchos miembros de ese partido al frente de la administración pública, ha defraudo a casi todo un pueblo, que ve como desde la conducción del Estado se cometen toda clase de fechorías sin haber ninguna consecuencia desde el punto de vista legal.

Y como no hay consecuencias, muchas siguen cometiendo todo tipo de tropelías, porque tampoco les importa ¨el qué dirán¨.

¨Mientras yo esté aquí no voy a dejar que mi familia pase trabajo¨, nos expreso a nosotros la ex directora del Distrito Educativo 07-06 Rosanna Reyes, para tratar de justificar el nombramiento de su hija y varios de sus familiares más cercanos.

Así actúan muchos.

Hace poco tiempo, miembros del PLD denunciaron a los medios de comunicación, que los dirigentes Fátima Roque y Cornelio Hernández, colocaron a familiares suyos en la nomina de las Brigadas del Ministerio de Obras Públicos creadas para labores relacionadas con el paso del huracán María por nuestro país.

Al momento de escribir este artículo, ambos dirigentes han optado por el silencio como respuesta a esa denuncia.

Si eso es así, ya no se puede creer en nadie.

Igualmente, hay acusaciones contra otros dirigentes de nombrar casi toda su familia en distintas instituciones del gobierno.

Otros nombran jóvenes y hermosas mujeres con escaso o sin ningún trabajo político realizado a favor del partido, y muchos sospechan las razones de dichos nombramientos.

Y otros saben utilizar muy bien los medios, incluyendo las redes sociales, para mostrarse ante todos como  personas con sensibilidad social y que realmente le duele la suerte de la mayoría del pueblo dominicano.

El PLD de antes era una institución de hombres y mujeres dedicados a la actividad política para servir a los demás y jamás para servirse a sí mismo.

El PLD  de estos tiempos, es una institución de hombres y mujeres que utilizan su posición en el partido y en el gobierno para satisfacer sus apetencias personales y de su familia, y que tras ese malsano objetivo, han perdido la vergüenza, el honor y la dignidad.

Aunque hay honrosas excepciones.

Fuente: El autor es director de CALLE56.COM y conductor del programa ¨Con Marcos Santos¨que se difunde de lunes a viernes de 9 a 10 de la noche por el canal 8 de Telenord
Share this article :

Publicar un comentario

 
¿Quiénes somos? | Contacto
Copyright © 2008-2017. Calle56.com - Derechos Reservados
Desarrollado por Josué Canals