Edmundo Tavárez: Llamado de reflexión al alcalde Alex Díaz

Por Edmundo Tavarez.- A un año y cinco meses de que el comunicador Alex Díaz Paulino asumiera las riendas del ayuntamiento municipal de San Francisco de Macorís, ha protagonizado una gestión de enfrentamientos y conflictos que han complicado la gobernabilidad municipal.

Al ser el ayuntamiento la organización principal que administra una ciudad o municipio es de interés primario para todos los que vivimos en ella participar y velar por su buena gestión.

Desde el jueves 18 de enero se empieza a propagar el rumor de que Alex Díaz, quiere presentar su renuncia como Alcalde Municipal, por supuestas presiones y conflictos que provocan ingobernabilidad en su gestión. Esta decisión no solo sería un fracaso personal para el actual alcalde, también seria un precedente negativo para San Francisco de Macorís y su gente que lo eligió en las elecciones generales del 15 de mayo del año 2016 con un 55.20% de preferencia electoral.

De renunciar solo dejaría un legado de incapacidad e incompetencia para ejercer como primera autoridad municipal de la tercera ciudad más importante de la República Dominicana, también estaría en cuestionamiento la decisión de la mayoría de los francomacorisanos que confiaron en sus propuestas como candidato.

Es por esto que tomo el compromiso como ciudadano y  llamo a la reflexión a nuestro alcalde y entienda que asumió un compromiso a cuatro años con esta ciudad.

La falta de planificación y orientación en las principales medida que ha tomado el alcalde han sido el único factor para que estas en vez de ser celebradas como éxitos municipales se hayan convertido en conflictos sin resolver.

Como es el caso del reordenamiento del mercado público, que ha provocado varios enfrentamientos entre las autoridades y los mercaderes que hacen vida dentro de ese espacio público. Hasta ahora sigue siendo una tarea pendiente el saneamiento del mercado municipal.

Otra medida necesaria que ha ejecutado la actual gestión es la recuperación de los espacios públicos y eliminar la contaminación visual que existía en esta ciudad. Poco a poco está logrando este objetivo pero es de todos sabido los casos de atropello innecesarios que se han cometido para lograr que esta ciudad tenga sus espacios limpios y ordenados, a lo que podemos atribuirle otras de la situaciones que angustian al actual alcalde.

El intenso conflicto de los ex-empleados que reclaman sus prestaciones laborales es otro punto de tensión que Alex no ha resuelto de manera oportuna y que solo se convierte en otro tema de debate sobre su gestión.

Esas situaciones son conflictos externos con los que ha tenido que lidiar en sus 17 meses como alcalde, pero también hay que sumarle los frentes internos que no ha sabido solucionar.

Como son la gran cantidad de renuncias por parte de sus principales funcionarios, también los conflictos de intimación y demanda judiciales que ha enfrentado con regidores de la sala capitular.

La falta de planificación es evidente, una muestra de ello es cuando la Sala Capitular ordena por resolución que restablezca las aceras de la Avenida Libertad, luego de cerrar el libre acceso del peatón por una vía comercial y transitada como el tramo entre las calles Manuel María Castillo y Salomé Ureña que están frente al mercado público.

Otro incidente que al parecer ha generado malestar son los conflictos que mantienen una de sus funcionarias la arquitecta Teresita Espinal con la vicealcaldesa Mercedes Osorio, ha quienes no ha podido integrarlas para que trabajen en conjunto y desarrollen una labor a favor del municipio.

Al día de hoy la popularidad del alcalde ha bajado mucho, no por las medidas asumidas como ayuntamiento, sino por la falta de planeación en sus ejecuciones y los conflictos estériles que se han generado a lo interno del ayuntamiento.

Alcalde aun le resta más de la mitad del periodo para el que fue electo, tiempo suficiente para rectificar y seguir trabajando para hacer de San Francisco de Macorís un mejor municipio para su gente.

Como un ciudadano más que aspira un mejor país siempre a favor de la institucionalidad y con el sueño de una alcaldía en orden, armonía y paz, llamó a reflexión a nuestro alcalde Alex Díaz.

Pues está a tiempo de reorganizar su gestión como funcionario público.

Fuente: El autor es empresario y dirigente político
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario