Gobernador sobre exdirectora de Juventud: "Son pataleos que hace la gente cuando no quiere admitir su culpabilidad"

Montecristi.- El gobernador de Montecristi, Marcelino Cordero, dijo que las acusaciones realizadas en su contra por la exdirectora provincial de la Juventud, sobre que él la obligó a practicarse un aborto son "pataleos que la gente hace cuando no quiere admitir su culpabilidad".

Delglin Mireya Espinal, acusada de falsificar de avales de combustibles que ascendieron a más de 500 mil pesos, habría falsificado la firma del Gobernador para aprobar los bonos y que estos fueran cambiados en los establecimientos de expendio de combustibles.

“Él sabe (el gobernador) que me obligó a abortar, que por él yo no puedo tener hijos... Eso es abuso de poder, pero todo se paga aquí”, gritaba Delglin Mireya, en momentos en que era conducida por una patrulla de la Policía, junto a su esposo, Máximo Manuel Rosa, quien también acusaba al gobernador de corrupción y amenazas.

Mientras que el gobernador asegura que “ella ha sido acusada y la Fiscalia tiene pruebas contundentes que ella fue que falsificó mi firma y yo pienso que esos son de los pataleos que hace la gente cuando no quiere admitir su culpabilidad”.

En una entrevista con reporteros de LISTÍN DIARIO, Cordero expresó que todas las acusaciones  son mentiras.

“Eso es una mentira de ella, ¿por qué ella no lo hizo entonces en el momento?. Ahora que ella está acusada viene a decir ese tipo de cosas", expresó.

Además dijo que de tener pruebas en su contra deben ser presentadas en los tribunales, "que es donde realmente se deben llevar las acusaciones".

El gobernador de la provincia de Montecristi dijo que se dio cuenta de la falsificación de autorizaciones para consumo de combustible de Delglin Mireya Espinal Torres cuando llegó la notificación de supresión del crédito de parte de la empresa distribuidora.

Marcelino Cordero detalló que el promedio normal de consumo de combustible en la Gobernación era de RD$200,000 y por las falsificaciones llegó hasta RD$700,000 entre mayo y junio de este año, aspecto que hizo que este abriera una investigación que trajo como resultado la malversación y estafa de parte de Mireya Espinal Torres.

Espinal Torres fue destituida este miércoles del ministerio de la Juventud, y este martes la Oficina de Atención Permanente de Montecristi le dictó a Espinal Torres y a su pareja, Máximo Manuel Rosa, tres meses de prisión preventiva por la acusación de falsificación.

Fuente: Listin Diario
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario