Dominicano sentenciado a 17 años por asesinato en Massachusetts



NUEVA YORK._ El dominicano Xavier Collazo, de 21 años de edad, fue sentenciado a 17 años con oportunidad de libertad condicional cuando cumpla 15, en el Tribunal Superior de Salem en Massachusetts por el asesinato de un hombre, Benjamin Magee de 27, durante una transacción de drogas fallida, el 31 de marzo de 2016.

El cargo original de asesinato, fue reducido por los fiscales como parte de las negociaciones de la declaración de culpabilidad de Collazo, para un acuerdo y lograr una sentencia reducida, evadiendo cadena perpetua.

La fiscalía de Salem dijo que Collazo, asesinó a McGee en el apartamento de la víctima en la calle Park, cuando el matador y la víctima, no se pusieron de acuerdo en el negocio de las drogas.

Magee, que había trabajado como técnico de carrocería, había aceptado ir con un conocido, Richard Bride (Spencer), que quería comprar crack, esa tarde, dijo el fiscal adjunto Michael Sheehan añadiendo que Bride, le había comprado a Collazo en el pasado y le debía dinero.

Sheehan dijo que los tres caminaron hasta el edificio 38 de la calle Park, donde se alojaba Collazo.

Los hombres intercambiaron palabras, y Collazo sacó un arma. Un testigo dijo a la policía que vio a Bride con un cuchillo. En algún momento, Magee agarró a Collazo para atacarlo, dijo el fiscal.

Collazo disparó el arma, impactando a Magee con dos balazos.

Él estaba en libertad bajo fianza en un caso de armas de fuego no relacionado en el condado Suffolk, por el cual ya ha cumplido una condena de 18 meses de cárcel y llevaba un brazalete GPS en ese momento.

La policía usó el brazalete para rastrearlo desde Salem hasta Lynn y Boston, pero Collazo cortó el dispositivo y huyó. Fue arrestado dos semanas después en Jacksonville, Florida.

El fiscal dijo que Collazo le dijo a un amigo que los hombres habían intentado robarle.

Collazo le dijo a la jueza Janice Howe que tenía una educación de octavo grado y tiene dificultades para entender las palabras dificiles.

Su abogado, John Morris, que Collazo había sido internado en un hospital de locos cuando era un adolescente, pero no conoce su diagnóstico.

Hubo lágrimas en el tribunal entre los parientes del sentenciado y el muerto.

(Fuente: Diarioextrainfo.com)

Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario