Machado fracasa en su primera Serie Mundial

Los Ángeles.- Los Dodgers esperaban que Manny Machado les brindara la ayuda necesaria para romper una sequía de títulos de la Serie Mundial que se remonta a 1988. La contribución del dominicano se quedó a años luz de esas expectativas.

Machado no dio una frente a los Medias Rojas de Boston, en lo que fue la primera Serie Mundial del pelotero, que comenzó la campaña con los Orioles de Baltimore. No consiguió un solo hit en cuatro turnos frente a Boston el domingo, en el quinto juego.

Y en un reflejo de un desempeño para el olvido en el Clásico de Otoño, representó el último out de la serie, con un swing de lo más descompuesto. Cayó de rodillas al abanicar un slider de Chris Sale, lo que sentenció el triunfo de los Medias Rojas por 5-1 en el Dodger Stadium.

Fue el tercer ponche de Machado en la noche.

El jugador de 26 años, adquirido el 19 de julio en un canje con Baltimore, puede declararse agente libre en el receso que está por comenzar. Se daba por un hecho que firmaría un jugoso contrato.

Si no vuelve a Los Ángeles, su estadía quedará en el archivo como una aventura de resultados insignificantes.

“Obviamente, este recorrido ha sido grande. Los Dodgers me recibieron con los brazos abiertos”, dijo Machado. “Este par de meses que hemos tenido aquí ha sido estupendo. Veremos qué pasa”.

Sus tres jonrones y 12 impulsadas representan la segunda mejor cifra entre los peloteros que participaron en esta postemporada. Pero todas esas estadísticas se presentaron en el comienzo de los playoffs.

Bateó de 28-8 (.286) con tres bambinazos y nueve remolcadas en los cuatro juegos de la serie divisional de la Liga Nacional ante Atlanta y en los primeros tres compromisos de la Serie de Campeonato de la Liga Nacional frente a Milwaukee.

Pero su producción en el resto de los playoffs fue deficiente en el resto de los playoffs. Bateó para .189 (de 37-7) con tres impulsadas en los nueve duelos restantes.

“Simplemente no tuvimos lo suficiente. Fuimos incapaces de salir de ese bache”, dijo Machado.

Se recordará más al Machado de esta postemporada por razones indeseables. En el sexto inning del tercer juego de la Serie Mundial, pecó de confiado, al sentir que había bateado un jonrón y avanzar despacio a la inicial.

La pelota cayó frente a la barda, y fue un largo sencillo de 368 pies, pues Machado no tuvo tiempo de llegar a la intermedia debido a su alarde.

El sábado, en el cuarto encuentro, Machado pisó un talón de Steve Pearce mientras corría por la inicial. Pearce negó el domingo que la jugada haya sido maliciosa.

Pero durante la Serie de Campeonato, Machado le dio una patada al venezolano Jesús Aguilar mientras llegaba a la primera base.

Fuente: AP
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario