Barcelona y Real Madrid ganan agónicamente

Madrid.- Goles agónicos sacaron del fuego al Barcelona y Real Madrid en la Liga de España este sábado.

Otra vez presente en las redes ante la ausencia del lesionado Lionel Messi, Luis Suárez anotó a los 90 minutos para que el líder Barcelona culminara la remontada que le permitió llevarse la victoria 3-2 de visita al Rayo Vallecano.

 Gracias a un autogol y un penal en los últimos siete minutos, el Real Madrid volvió a celebrar una victoria en el torneo doméstico, tras más de un mes de no hacerlo, al vencer 2-0 al Valladolid para darle un debut triunfal en casa al técnico interino Santiago Solari.               

El Rayo, penúltimo en la tabla, ganaba 2-1 hasta los 87. Fue cuando el ingresado Ousmane Dembélé remató al fondo un balón peinado hacia atrás por el zaguero Gerard Piqué para igualar el marcador. Tres minutos después, Suárez anotó su segundo gol del partido al aparecer solo para empujar un centro de Sergi Roberto al segundo palo.     

La victoria permitió al Barcelona aumentar a cuatro puntos su ventaja sobre el Atlético de Madrid, que empató 1-1 de visita al Leganés, y el Alavés. El domingo, el Alavés visitará al Eibar.

El uruguayo Suárez abrió la cuenta a los 11 tras un pase retrasado de Jordi Alba dentro del área. José Ángel Pozo hizo el primero de los locales a los 35 con un soberbio disparo desde la media luna que se metió a las redes tras pegar primero con la base del poste. Álvaro García mandó a las redes un rebote en el poste para hacer el segundo de su cuadro a los 57.               

 "Creo que nos relajamos un poco después de ir adelante, y luego nos empatan porque ellos tuvieron 10 minutos muy buenos", dijo Suárez, quien quedó como máximo goleador de la Liga con nueve goles en 11 fechas. "Se nos puso el partido muy difícil, muy complicado, pero por suerte le pudimos dar la vuelta".             

Suárez ha facturado seis goles desde que Messi se fracturó el antebrazo derecho en el partido ante Sevilla el 20 de octubre, incluyendo una tripleta en la goleada 5-1 ante el clásico ante el Madrid el pasado fin de semana.           

Triunfo del Real Madrid

El Madrid también sufrió hasta lo último. Encontró la tranquilidad a los 83 con el autogol de Francisco Olivas, propiciado por una jugada que hizo el joven brasileño Vinicius.

El capitán Sergio Ramos marcó el segundo por vía del tiro penal a los 88 tras una falta de Fernando Calero sobre Karim Benzema.           

Hasta ese momento, el Valladolid parecía que iba a prolongar la racha sin triunfos del Madrid en la Liga. Rubén Alcaraz y Toni Villa estrellaron en el travesaño remates lejanos por los visitantes en el segundo tiempo.               

La última ocasión que el Real Madrid había obtenido una victoria en el torneo antes de este duelo fue el 22 de septiembre, imponiéndose 1-0 ante Espanyol. Después de ese resultado sufrieron cuatro derrotas y tuvieron un empate, propiciando el despido del técnico Julen Lopetegui.   

 La victoria en el estadio Santiago Bernabéu dejó al Madrid con 17 puntos para escalar a la sexta posición.         

Antes del primer tanto los merengues mostraron un bajo nivel, como el que tuvieron a lo largo de su racha sin victorias y que le costó el puesto a Lopetegui tras la goleada ante el Barcelona.             

Los hinchas del Madrid abuchearon a sus jugadores cuando el Valladolid estuvo cerca de anotar, y más cuando los atacantes Gareth Bale y Marco Asensio fueron reemplazados con el 0-0 en el marcador.         

 "Hemos tenido un rival que juega muy bien y un escenario complicado por la racha que hemos pasado y por el cambio de entrenador. Tenemos que levantarnos", dijo Ramos.

"Entendemos los silbidos y el sentir de la afición. "Somos los responsables de cambiar esto y después del gol parece que el Bernabéu se volvía a levantar y consiguiendo resultados recuperaremos la confianza del público en un equipo que ha ganado mucho".             

En la recta final, Solari mandó al campo a Vinicius y el ariete de 18 años, que había tenido pocos minutos con el primer equipo, fue el revulsivo con el que el equipo salió del atolladero de sus resultados sin victoria en liga.                 

Vinicius controló el esférico y sacó un potente disparo, que no iba con rumbo a la meta, pero que pegó en la espalda de Olivas para que se metiera de manera fortuita en las redes. Cinco minutos después, Benzema recibió una falta dentro del área que se marcó con la pena máxima, la cual ejecutó sin complicaciones Ramos para sellar la agónica victoria.           

 "Necesitábamos ganar, de los momentos delicados no se sale ganando holgadamente", dijo el argentino Solari. "Fuimos un equipo muy trabajado contra un equipo muy duro. Los chicos hicieron un partido muy estricto".         

 El Valladolid quedó un punto detrás del Madrid y ahora se ubica octavo en la tabla.     

En un partido más temprano, el Leganés le arrancó un punto al Atlético con un tanto en la recta final.                 

El argentino Guido Carrillo entró de cambio al 72 y diez minutos después hizo el tanto de la igualada por los locales. El francés Antoine Griezmann había mandado adelante a los colchoneros al 69.   

Además, el Girona se impuso en su visita a Mestalla 1-0 al Valencia con un tanto de Pere Pons a los 48.

Fuente: EFE
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario