Cuba recuerda a Fidel sin pompas, a dos años de su muerte

La Habana.- Sin grandes actos solemnes, Cuba recordó ayer sábado a Fidel Castro en el segundo aniversario de su muerte, con una jornada marcada por dos vigilias, una en La Habana y otra en Santiago de Cuba.

La escalinata de la Universidad de La Habana, donde el padre de la revolución cubana se diplomó en Derecho y tribuna que usó para sus encendidos discursos, acogió al anochecer la "velada político-cultural Siempre Fidel", según los medios locales.

No se descartaba la participación en este acto del presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, o del expresidente y actual líder del gobernante Partido Comunista (PCC, único), Raúl Castro, pues el gobierno no tenía prevista ninguna conmemoración.

Simultáneamente, otra vigilia se realizó en el polígono del Cuartel Moncada, en Santiago de Cuba, 900 km al este de la capital cubana, que Fidel asaltó en 1953 al frente de un centenar de rebeldes, con el fin de derrocar a la dictadura de Fulgencio Batista (1952-1958).

La Juventud Comunista, cantera del PCC, también convocó para ayer sábado a una "jornada nacional de trabajo voluntario" en tareas de saneamiento o agrícolas, en homenaje a Fidel, fallecido el 25 de noviembre de 2016 a los 90 años, 48 de ellos en el poder.

Dos años después, ninguna calle, plaza o edificio lleva el nombre de Fidel Castro ni se erigieron estatuas o monumentos suyos en Cuba, siguiendo el rechazo al culto a la personalidad que defendió y que el Parlamento refrendó legalmente.

Sin embargo, el comandante en jefe es recordado constantemente en los medios, todos bajo control del Estado, y en la vida cotidiana del país.

"Fidel pensó y organizó la Revolución, la encabezó, luchó y triunfó; rescató la dignidad al país y forjó una obra emancipadora sin igual. Enfrentó resueltamente al imperialismo (Estados Unidos), creció con su pueblo y por tantas razones estará siempre", escribió ayer sábado en un tuit el presidente cubano.

Los cubanos también homenajearon a Fidel o lo harán en los próximos días con presentaciones de libros, exposiciones fotográficas, galas culturales y peregrinaciones hasta el cementerio Santa Ifigenia de Santiago de Cuba, donde sus cenizas fueron depositas en un monolito el 4 de diciembre de 2016.

Fuente: AFP
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario