Keiko Fujimori dice que prisión es arbitraria y pide a su padre que resista

Lima.- La encarcelada lideresa del partido Fuerza Popular, Keiko Fujimori, afirmó hoy que la prisión por 36 meses dictada en su contra es arbitraria y le pidió a su padre, el expresidente peruano Alberto Fujimori, que esté tranquilo y resista, ante la posibilidad de su propio retorno a la cárcel.

En una carta escrita a mano, compartida en su cuenta de Twitter, Keiko le dijo a su padre, internado hace un mes en una clínica de Lima, que lo quiere mucho y que "nada ni nadie podrá separarnos".

Asimismo, la excandidata presidencial le expresó al exmandatario que "tú no eres el culpable que yo haya decidido entrar en política. Lo hice porque desde niña fui testigo de cómo transformaste la vida de muchas personas".

Las palabras de Keiko Fujimori responden a un mensaje escrito ayer por el expresidente en Twitter en el que le pidió perdón a su hija por haberla metido en la política, un día después de haber ingresado a una cárcel de mujeres en Lima.

"Tú eres mi ejemplo de valentía y perseverancia. (...) Te pido que estés tranquilo y que resistas, solo falta un poco más", añadió Keiko a su padre.

La lideresa opositora criticó al juez Richard Concepción Carhuancho por sancionarla con 36 meses de prisión preventiva "de manera arbitraria, sin guardar si quiera las apariencias de un debido proceso".

"Para sustentar semejante decisión, utilizó los dichos del testigo protegido N°3 que no han sido corroborados y que claramente miente. Y utilizó además unos chats de coordinación política, que nada tiene que ver con aspectos legales", expresó.

Sobre la excandidata presidencial recae una orden de prisión preventiva que empezó a cumplir desde el último miércoles, fecha en la que el juez consideró que existe "graves sospechas" de que lideró una organización criminal enquistada en su partido Fuerza 2011 (ahora Fuerza Popular) para captar dinero ilícito en la campaña electoral de 2011, que luego retribuiría con actos de corrupción en un probable gobierno.

Si bien la defensa de Fujimori apeló la decisión adoptada por el magistrado, la abogada Giuliana Loza también estimó que esta puede estar resuelta en un plazo de dos o tres semanas.

Además, está pendiente una resolución de recusación presentada por la Fiscalía contra una de las salas de apelaciones de la Sala Penal Nacional que, días atrás, anuló la detención preliminar por diez días contra Keiko Fujimori y otros investigados.

En tanto, el expresidente peruano (1990-2000) permanece internado en una clínica de Lima después de que el gobierno anuló, por irregularidades, el indulto otorgado por el exmandatario Pedro Pablo Kucyznski en la Navidad del año pasado.

Alberto Fujimori, de 80 años, deberá volver a prisión para terminar de cumplir la condena de 25 años de cárcel impuesta en el 2009 por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta, así como el secuestro de un empresario y un periodista en 1992.

Fuente: EFE
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario