Sacerdote denuncia amenazas de muerte por parte de policías en Nicaragua

Managua.- Un sacerdote de Nicaragua, admirado por haber salvado decenas de vidas en ataques armados del Gobierno a la ciudad de Masaya en 2018, denunció ayer que recibió amenazas de muerte de la Policía Nacional, a pocos días de celebrarse una de las fiestas sandinistas más importantes del año.

"He sido ofendido vulgarmente y amenazado de muerte por estos oficiales (...) ¿cuándo dejarán de reprimir?", denunció el padre Edwin Román, quien sirve a una parroquia en la ciudad de Masaya, 32 kilómetros de distancia de Managua, donde el sábado llegará el presidente Daniel Ortega para celebrar la fiesta del "repliegue".

Aunque Román es sobrino del héroe nicaragüense Augusto C. Sandino (1895-1934), sus acciones en defensa de civiles que escapaban de ataques de policías y paramilitares con armas de guerra el año pasado le valieron la enemistad del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), liderado por Ortega, el jefe supremo de la Policía.

Los ataques armados se dieron en respuesta a la llamada "insurrección cívica" general contra Ortega, señalado por la oposición como responsable de cientos de muertos, presos y desaparecidos, y quien afirma ser víctima de un "golpe de Estado fallido".

Román estuvo entre los religiosos que en julio de 2018 fueron agredidos físicamente por militantes sandinistas, junto con el cardenal Leopoldo Brenes, el obispo auxiliar de la diócesis de Managua, Silvio Báez, y el nuncio apostólico en Nicaragua, Waldemar Stanislaw Sommertag.

Días después de la agresión física al clero, Ortega dijo sentirse ofendido con el Episcopado por haber propuesto el adelanto de las elecciones de 2021 como salida pacífica a la crisis sociopolítica local, y les llamó "golpistas".

En septiembre pasado el sacerdote también fue agredido por el subdirector de la Policía Nacional, Ramón Avellán, cuando se acercó a pedir respeto para su parroquia antes de iniciar una misa, según videos colgados en redes sociales.

Actualmente Román es uno de los personajes más populares de la ciudad de Masaya, que en junio de 2018 se declaró "territorio libre del dictador", en referencia a Ortega, tras haber sido un bastión sandinista por 40 años.

Este mismo miércoles los manifestantes "autoconvocados" de Masaya anunciaron que cuando Ortega llegue a la ciudad para celebrar el "repliegue" permanecerán dentro de sus casas con las puertas cerradas tal como lo hicieron en 2018 para mostrar su rechazo al presidente.

El "repliegue" es el recorrido anual que hacen los sandinistas desde Managua a Masaya, con Ortega a la cabeza, para recordar una estrategia guerrillera que ayudó a derrocar al dictador Anastasio Somoza Debayle en 1979.

El recorrido, que antes era masivo, deslució en 2018 debido a la caída de popularidad de Ortega luego de la muerte de cientos de manifestantes a manos de policías y paramilitares.

Según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que responsabiliza al Gobierno de Nicaragua por la violencia, al menos 326 personas han muerto en el marco de la crisis, aunque organismos locales elevan la cantidad hasta los 594, y Ortega reconoce 200.

La OEA ha puesto en marcha un proceso de aplicación de la Carta Democrática Interamericana contra el país centroamericano por violación al orden constitucional, que de ejecutarse le dejaría fuera del organismo.

Fuente: EFE
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario