Iglesia se opone construyan motel al lado de escuela

Licey al medio.- La construcción de moteles en el centro de este municipio ha generado malestar en la Iglesia Católica por su cercanía al proyecto Monumento Viviente, donde opera la escuela Flor de Campo que alberga a niños de hogares pobres.

El pasado lunes diversos sectores, incluyendo a sacerdotes y representantes de juntas de vecinos, se reunieron en la iglesia Sagrado Corazón de Jesús para tratar la problemática y criticar la aprobación del proyecto por parte de la alcaldía y el Concejo Edilicio.

En la actividad participó el sacerdote Darío Taveras, fundador de Monumento Viviente, donde funciona, además, el Hospital de Ojos.

En tanto que el obispo auxiliar de la arquidiócesis de Santiago, Tomás Morel Diplán, lamentó que la obra sea levantada sin agotar los procedimientos de hacer vistas públicas con las comunidades. “Esto pasó como si nada, cuando me enteró doy la voz de alerta sobre esto de promover la inmoralidad en un pueblo como Licey”, dijo Morel Diplán.

La aprobación de la construcción de los moteles contó con el voto favorable de tres ediles, uno en contra y la abstención de David Polanco, quien además es dirigente del Frente Amplio. En el caso del alcalde Miguel Paulino, al parecer no avaló la obra.

El religioso dijo que aunque cuentan con permiso de suelo, todavía los constructores de los moteles no han agotado todos los procedimientos, y advirtió que la comunidad católica se movilizará para impedir esa obra. El proyecto prácticamente fue cercado con paredes de block, tendrá una entrada por la carretera Duarte y una salida prácticamente al frente de Monumento Viviente, a escasos metros de la escuela Flor de Campo.

Hasta el momento, según el obispo Morel Diplán, las informaciones recibidas es que el propietario de dichos moteles es un hombre conocido como El Loco Fermín, de la comunidad de Gurabo. Dijo que se oponen al proyecto de forma tajante, debido a que no procede por la cercanía a la comunidad y llama a las autoridades a parar la obra.

Fuente: Miguel Ponce
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario