La ONU, muy preocupada por ataque contra refinerías saudíes, pide contención

Nueva York.- El enviado especial de la ONU para el Yemen, Martin Griffiths mostró este sábado su "extrema preocupación" por el ataque con drones contra dos refinerías saudíes reivindicado por los rebeldes hutíes, conocidos también como Ansar Allá, y pidió contención.

"El enviado especial de la ONU para el Yemen está extremadamente preocupado por los ataques reivindicados por Ansar Allá contra dos importantes facilidades petroleras del Reino de Arabia Saudí. La reciente escalada militar es extremadamente preocupante", aseguró Griffiths en un breve comunicado.

Los rebeldes hutíes del Yemen lanzaron hoy un ataque con diez aviones no tripulados contra dos refinerías de la petrolera estatal saudí Aramco en el este de ese país árabe, donde causaron incendios que fueron controlados.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó hoy a Irán de los ataques contra las instalaciones petroleras y aseguró que "no hay evidencias" que sugieran que esa ofensiva fuera lanzada desde el Yemen.

"En medio de llamados para reducir la tensión, Irán ha lanzado un ataque sin precedentes contra el suministro de energía del mundo", dijo Pompeo en Twitter.

El enviado especial de la ONU también llamó a todas las partes a contenerse y les urgió a evitar más incidentes que constituyan una "seria amenaza a la seguridad regional", además de que puedan empeorar la "ya de por sí frágil situación y poner en peligro el proceso política dirigido por la ONU.

La petrolera Aramco está considerada por las agencias crediticias Moody's y Fitch como la empresa con más ganancias del planeta y, por tanto, clave para el abastecimiento mundial de petróleo.

Pompeo prometió que Washington trabajará con sus aliados para garantizar el suministro internacional de petróleo y para que Teherán "rinda cuentas por su agresión".

"Instamos a todas las naciones a condenar públicamente y de manera inequívoca los ataques de Irán", pidió Pompeo.

El conflicto yemení estalló a finales de 2014 cuando los rebeldes ocuparon Saná y otras provincias del país y expulsaron al presidente Abdo Rabu Mansur Hadi, hoy exiliado en Arabia Saudí.

Riad y sus aliados árabes intervienen militarmente en el conflicto desde marzo de 2015 para tratar de derrotar a los hutíes, respaldados por Irán, y restituir al dirigente exiliado.

Fuente: EFE
Share on Google Plus
    Comentar
    Comenta en Facebook

0 comentarios:

Publicar un comentario